LAS DIFERENCIAS EXISTENCIALES DE UN PERRO Y UN GATO.

Es curiosa la particular visión de la vida que pueden tener dos persona. Pero nunca se me había ocurrido pensar cual seria la de un perro y un gato.Después de leer la visión del gato, es muy posible que muchos hagan dos cosas: o dejar libre al gato, o matarlo juas juas.

EL PERRO

7:00 – ¡Oh, sí! ¡Un paseo! ¡Bien!
8:00 – ¡Oh, sí! ¡Comida para perro! ¡Bien!
9:00 – ¡Oh, sí! ¡A jugar con los niños! ¡Bien!
12:00 – ¡Oh, sí! ¡El patio! ¡Bien!
14:00 – ¡Oh, sí! ¡Viaje en coche! ¡Bien!
15:00 – ¡Oh, sí! ¡Otra vez los niños! ¡Bien!
16:00 – ¡Oh, sí! ¡A jugar con la pelota! ¡Bien!
18:00 – ¡Oh, sí! ¡Mamá ha vuelto! ¡Bien!
19:00 – ¡Oh, sí! ¡Papá ha vuelto! ¡Bien!
20:00 – ¡Oh, sí! ¡Comida para perro
21:00 – ¡Oh, sí! ¡Me rascan la barriga! ¡Bien!
23:00 – ¡Oh, sí! ¡Dormir con mis amos! ¡Bien!


EL GATO

Día 183 de mi cautiverio… Mis raptores continúan provocándome con extraños objetos. Mientras ellos engullen carne fresca, me obligan a comer cereales secos. Lo único que me mantiene cuerdo es la esperanza de escapar, y la pequeña satisfacción que obtengo arañando los muebles.

Mañana me comeré otra planta.

El intento de hoy de matar a mis raptores metiéndome entre sus pies y haciéndolos tropezar casi funciona… la próxima vez lo intentaré cerca de las escaleras. En una tentativa de causar disgusto y repulsa en estos viles opresores, he vuelto a inducirme el vómito, esta vez sobre su silla favorita. Nota mental: la próxima vez, en la cama.

También decapité un ratón y les llevé el cuerpo para hacerles comprender de lo que soy capaz y causar terror en sus corazones. Lo único que hicieron fue decir “ohhh” y comentar lo buen gatito que soy. Algo no funciona de acuerdo al plan.

Hubo algún tipo de reunión con sus cómplices. Me encerraron en un lugar solitario durante todo el encuentro. Aun así, pude oír sus voces y oler la comida. Y lo que es más importante, oí que este nuevo encierro se debía a mi poder de inducir “alergias”. Debo aprender qué es eso, y cómo puedo usarlo como ventaja.

Estoy convencido de que los otros cautivos son sus siervos, e incluso soplones. El perro es liberado regularmente, y siempre parece feliz de volver. Obviamente, es medio tonto. Por otro lado, el pájaro debe ser el informador, ya que habla con ellos con frecuencia. Estoy seguro de que les informa de cada uno de mis movimientos. Debido a su situación actual en el interior de la caja metálica, su seguridad está asegurada. Pero si algo tengo, es paciencia. Puedo esperar, sólo es cuestión de tiempo…

Y por ultimo, un gato “tocando” el piano. Bueno, mas que tocar yo diría que es una manera de decirles a sus amos : ¿resulto molesto aporreando el piano?, pues lo que vosotros tocáis me suena igual cuando intento dormir… Claro que sus amos piensan que es una ricura haciendo eso y no entienden el mensaje. Si es que los humanos estamos atontados. Mientras, otros humanos a lo que “interpreta” lo llaman “Jazz”.




Una respuesta to “LAS DIFERENCIAS EXISTENCIALES DE UN PERRO Y UN GATO.”

  1. Malditos gatos! Siempre tratando de esclavizar a los humanos. Seguro que sonríen de satisfacción cuando les limpias el cajón de arena. Y esa mirada maligna…seguro que esconde algo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: